Williams Amaro Sánchez

10-08-1967

Empleado de la Asamblea Nacional desde enero de 2005, de acuerdo con el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, y secretario privado del presidente Nicolás Maduro, según medios de comunicación. Un reportaje del diario El Nuevo Herald, de Miami, informó en diciembre de 2015 sobre su presunta participación en operaciones de lavado de dinero proveniente del narcotráfico, administradas por la Policía de Bal Harbour, del sur de Florida, Estados Unidos. Es uno de los hombres de confianza de Maduro desde los movimientos sindicales de los años noventa. El propio presidente lo nombró en mayo de 2013, a un mes de llegar a poder, entre los fundadores de Sindicato Unitario de Trabajadores del Metro (Asumetro). También ha acompañado a Maduro en la Asamblea Nacional, la Cancillería y la Presidencia de la República.

Perfil

–William Amaro que me lo he tenido que calar todos estos años– dijo el presidente Nicolás Maduro durante una Asamblea con trabajadores del Metro de Caracas, en mayo de 2013, cuando mencionaba a quienes lo acompañaron en su lucha sindical dentro de esa compañía en la década de los noventa.

–Risas.

–¿Dónde está William?, míralo ahí, míralo ahí, mira, William Amaro, un aplauso vale.

–Aplausos.

William Alexander Amaro Sánchez es uno de los reconocidos hombres de confianza del presidente Nicolás Maduro. Figura como empleado de la Asamblea Nacional desde enero de 2005, de acuerdo con el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, y como secretario privado del presidente Nicolás Maduro, según medios de comunicación.

Vínculos con narcotráfico

En diciembre de 2014 fue quemado un yate, en la marina de Bahía Redonda de Puerto La Cruz, que estaba en su poder tras haber sido incautado por la Oficina Nacional Antidrogas en septiembre de 2012, de acuerdo con una nota del portal digital El Pitazo. Aquel yate -Predatore, siglas AR5D1679- había sido decomisado durante una operación en que fue detenida la modelo Karla Osuna, según una reseña del diario El Propio. 

Un reportaje del diario El Nuevo Herald, de Miami, informó en diciembre de 2015 sobre su presunta participación en operaciones de lavado de dinero proveniente del narcotráfico, administradas por la Policía de Bal Harbour, del sur de Florida, Estados Unidos. "Entre los que recibieron ese dinero estuvo Williams Amaro, de 48 años y secretario privado de Maduro, amigo de muchos años de cuando fue ministro de Relaciones Exteriores en el gobierno del presidente Hugo Chávez. La tajada de Amaro fue de $45,000", señala la nota, que además apunta transacciones posteriores a su cuenta bancaria por $37.000 y $211.000. El propio presidente lo nombró en mayo de 2013, a un mes de llegar a poder, entre los fundadores de Sindicato Unitario de Trabajadores del Metro (Asumetro), creado en 1996 como gremio paralelo al Sindicato de Trabajadores del Metro de Caracas (Sitrameca), con la asesoría jurídica de la abogada -hoy esposa de Maduro y primera dama- Cilia Flores.

Mano derecha de Maduro

Amaro también acompañó a Maduro en la Cancillería, de acuerdo con algunos medios de comunicación y con una carta de abril de 2014 del abogado especialista en Ciencias del Delito y Analista en temas Culturales y Políticos, Luis Antonio Henríquez Arocha, ex funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores, quien nombra a Amaro, junto a Ramón Gordils y Simón Zerpa, entre los directores de máxima confianza de Maduro en la Casa Amarilla. Un artículo de opinión de Adolfo R. Taylhardat, publicado en 2011 en el diario El Universal, basado en un documento de un funcionario de la Cancillería -de identidad reservada-, también lo ubica en ese ministerio, como encargado de organizar "grupos de choque".

Maduro también le habría dado un cargo en la Presidencia de la República, según declaraciones del periodista Antonio María Delgado -coautor de la investigación de El Nuevo Herald-, en entrevista con La W Radio de Colombia. Su hermana Triny Amaro Sánchez trabaja desde 2008 en el Metro de Caracas -según el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales-, donde en 2014 figuraba como supervisora de estaciones.